buscar
euskaraz
  Noticia
comparte por correo electrónico

Archivado en: Memoria Histórica
Inhumación de represaliados no identificados en el cementerio de Pamplona
Jueves, 11 de Diciembre de 2014
<< Volver
Inhumación de represaliados no identificados en el cementerio de Pamplona

Ante la imposibilidad de identificar los restos de once de las personas exhumadas en varias intervenciones, y por lo tanto de su entrega a los respectivos familiares, se ha estimado oportuna la inhumación de los mismos en el Panteón habilitado para tal fin en el cementerio de Pamplona. Previamente los restos serán entregados en la sede de la Sociedad de Ciencias Aranzadi a  la Asociación de Familiares de Fusilados de Navarra (AFFNA36), para su traslado al citado cementerio.

Con fecha 12 de diciembre a las 11 horas, los restos serán enterrados en dicho Panteón. El acceso al mismo es por la puerta del crematorio.

Estos serán trasladados en cajas individuales clasificadas como sigue:

AÑOLUGAR EXHUMACIÓNNúmero
2010Exterior del Cementerio de Añezcar2
2010Exterior del Cementerio de Oteiza de Berrioplano2
2012Cementerio de Ripa1
2012Fosa en terreno cultivable en el término municipal de Antxoritz6

 

Se trata del primer enterramiento que se realizará tras el convenio de colaboración firmado recientemente entre el consejero de Presidencia, Justicia e Interior, Javier Morrás, y el alcalde de Pamplona, Enrique Maya. Con este acuerdo, que tiene un carácter indefinido, se da cumplimiento a una de las acciones previstas en la Ley Foral 33/2013 de reconocimiento y reparación moral de los ciudadanos asesinados y víctimas de la represión a raíz del golpe militar de 1936. (Ley Navarra de Memoria Histórica) Este acto señalará por lo tanto la inauguración formal del Panteón Civil.

Según el convenio firmado, el Gobierno de Navarra pondrá a disposición del Ayuntamiento de Pamplona los restos humanos procedentes de las exhumaciones de fosas comunes que no hayan podido ser identificados ni reclamados por sus familiares. Asimismo, facilitará junto con los restos toda la información relevante sobre ellos, es decir, las características del lugar de donde proceden, los datos científicos y las circunstancias conocidas de su muerte.

Se dará sepultura a los restos de manera individual y garantizando una identificación que permita su localización posterior, en caso de que fuera necesario. En cuanto a los costes, el Gobierno de Navarra asumirá el de los traslados de los restos hasta el cementerio pamplonés y el ayuntamiento el del enterramiento, que será realizado con personal municipal. Cualquier gasto que pudiera surgir de forma extraordinaria será asumido por el Ejecutivo foral. El Panteón  construido para esta finalidad  es propiedad del Ayuntamiento de Pamplona. Cuenta con capacidad para 60 restos y está realizado en hormigón armado y revestido con piedra maciza de granito negro. En él se recoge una mención a las personas asesinadas en Navarra durante la Guerra Civil y el franquismo y que han sido recuperadas de fosas comunes. Enfrente se encuentra un monolito de piedra en color silvestre gris con unas dimensiones aproximadas de 2,60 metros de longitud, 0,50 metros de anchura y 2,80 metros de altura. Tanto el panteón como el monolito están rodeados de una zona ajardinada.

Invitamos a la población en general, a asistir a este acto de “justicia, reparación, reconocimiento y dignidad” hacia estas once víctimas, y que no se puede dar por finalizado hasta poner nombre a sus restos.

“De todos los hombres y mujeres

Que en huesos se han convertido

Todos los hombres y mujeres

Tienen nombres y apellidos.

 

Y cada uno una historia de sueños

Que no queden en el olvido

Todos los hombres y mujeres

Tienen nombres y apellidos

(Lucía Sócam)


arriba
iu batzarre los verdes plataforma navarra por el cambio
CREATIVE COMMONS · Web realizada con código abierto y publicada con software libre (GNU/GPL)
recortes no